¿Somos todos iguales?

No. La respuesta es no en todas las casuísticas y si lo fuéramos esto sería muy aburrido. Parto de esta premisa. Pero existe un debate que yo no me canso de plantear: ¿debemos incluir a los turismos como vehículos vivienda y que pasen a formar parte del resto de la familia? Me refiero a turismo, coches como el de la fotografía que ilustra este post y también las mini campers, furgonetas pequeñas del mismo tamaño que un coche turismo camperizadas. 

Quiero partir de la base que no estoy planteando este debate des de un punto de vista excluyente y que no me estoy posicionando. Tengo mi opinión, pero aquí hago de anfitrión y vengo a plantear, espero, todas las opciones para abrir el debate. Pero es un señor debate y como tal no quiero dejar de tenerlo en mi foro. 

Vamos a poner dos o más casuísticas de las cuales seguro habéis sido testigos o de las cuales habéis participado en algún debate en algún momento. 

Las mini campers presumen que ellas pueden pernoctar donde quieran por varias razones: en primer lugar, por qué pasan desapercibidas, cosa que cada vez hacen menos las furgonetas camper, las L1 H1, y que por supuesto ya no hacen nunca las Gran Volumen, las L3 H2 o más, ni las autocaravanas por qué cada vez somos más y se nos ve mucho más; en segundo lugar por qué a ellas el gálibo no les impide entrar en aparcamientos y dormir en ellos a primera línea de mar, en acantilados pasando, como acabamos de destacar, desapercibidas. 

Estas serían básicamente los dos principales motivos a partir de los cuales las mini camper pueden pernoctar en sitios donde el resto ya no podemos en muchas ocasiones y de lo que sus usuarios presumen sin ningún tipo de pudor. 

Vamos a por la segunda casuística con más de una versión. Pero antes de plantearla debemos recordar las reglas del juego. Pernoctar y acampar no es lo mismo. Las mini camper tienen ventajas pero uno de sus hándicaps es que necesitan sacar elementos fuera en muchas de las ocasiones para poder llevar a cabo sus actividades, ergo necesitan acampar sí o sí. Me refiero a algo tan sencillo como cocinar y otras tareas de la vida en furgoneta. Y aquí es donde planteo la segunda casuística con más de una versión. 

Insisto y quiero recordar que me limito a exponer unos hechos que todos habremos visto o vivido en alguna ocasión. Y que no me estoy posicionando. Simplemente estoy abriendo debate. Pernoctar y acampar no es lo mismo y cuando en un área de autocaravanas, hay dos autocaravanas que han sacado mesa y sillas al exterior a pesar de que hay un cartel del consistorio que indica que está prohibido, a mí no me parece bien. 

Pero el debate que planteo es cuando un turismo, una mini camper, ocupa una plaza de Gran Volumen o Autocaravana, saca mesas, sillas, cocina, todos los elementos necesarios que le hacen falta para poder estar allí y llevar a cabo esas actividades básicas que hemos mencionado anteriormente. Si ese turismo, mini camper, pernocta, sin sacar ningún elemento al exterior, en el aparcamiento de al lado del área, no le pasará nada por qué pasará desapercibido. En cambio, si una Gran Volumen o Autocaravana llega al área, de noche, no hay sitio y pernocta, sin sacar ningún elemento, en el aparcamiento de al lado es posible que le sancionen por pernoctar fuera de lugar. 

Al mismo tiempo hay que tener en cuenta que se pernocta con una mayor sensación de seguridad entre autocaravanas en un espacio destinado a la pernocta que en cualquier otro lugar. 

El debate está servido. Te leo en redes. Y os invito a escuchar el episodio del podcast ‘Como se arreglan las mini campers’ en el canal.

Compartir

Escucha InSedentarios

Últimos episodios

Viajes

El Gran Viaje de los Cuple. Parte 3
Con Pablo y Belén

Camper, Viajes

El Gran Viaje de los Cuple. Parte 2
Con Pablo y Belén

Camper, Viajes

El Gran Viaje de los Cuple. Parte 1
Con Pablo y Belén